Esta semana comenzó el proceso para que los inmigrantes presentes en nuestro territorio puedan regularizar su situación, esto en el marco de la nueva Ley de Migraciones, que impulsa el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera. De este modo, los inmigrantes que hayan ingresado en forma clandestina al país tendrán 30 días para realizar el trámite, mientras que quienes hayan ingresado en forma legal, pero su permanencia se haya vencido, tendrán 90 días para regularizar su situación.

En el marco de esta iniciativa, la seremi de Gobierno Ann Hunter, acompañó al intendente César Asenjo, además de los gobernadores de Valdivia y el Ranco, María José Gatica y Alonso Pérez de Arce respectivamente; y el seremi del Trabajo y Previsión Social Feda Simic en el inicio de este proceso que partió esta semana en las dependencias del Instituto de Previsión Social IPS, oportunidad en la que constató que dicho trámite se está desarrollando tal como estaba previsto.

Al respecto, la seremi Hunter destacó la importancia de este proceso. “Chile seguirá siendo un país abierto y acogedor con sus inmigrantes, pero es urgente poner orden en la casa. Por ello es que estamos poniendo en marcha todas las medidas necesarias para tener una inmigración ordenada, segura y regular, respetando los tratados internacionales al respecto”.

Hunter agregó que “estamos seguros que este proceso de regularización migratorio, en el marco de la Ley de Extranjería que impulsa el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera, buscará asegurar oportunidades para aquellos inmigrantes que quieran aportar al desarrollo de la Región y el país que los acoge. Esto se debió haber implementado hace mucho tiempo, puesto que sólo en los últimos cuatro años se duplicó el número de extranjeros en el país. Esta ausencia de un control riguroso, es lo que nuestro Gobierno está resolviendo a sólo un mes de haber asumido el mando de la nación”.