martes, 16 abril, 2024

Lácteos Máfil optimizó sus procesos productivos con apoyo del Gobierno Regional de Los Ríos

El emprendimiento es uno de los 48 a nivel regional en verse beneficiado con el programa “Apoyo a emprendedores y empresas en economías locales”.

La adquisición de maquinaria que permitirá optimizar sus procesos productivos, además de capacitarse en materia de prevención de riesgos. Esas son las dos iniciativas impulsadas por la empresa Lácteos Máfil gracias a financiamiento aportado por el Gobierno Regional de Los Ríos y su Consejo Regional.

La fábrica de lácteos ubicada en el sector rural de Rinconada, en la comuna de Máfil, es uno de los 48 a nivel regional en verse favorecidos con el programa “Apoyo a emprendedores y empresas en economías locales”, el cual es ejecutado por la Fundación de Desarrollo Educacional y Tecnológico La Araucanía de la Universidad de la Frontera (Fudea Ufro), y que contempla 8 millones de pesos de inversión por cada beneficiario.

Daniel Utreras, propietario y administrador de Lácteos Máfil, explicó que el emprendimiento surgió “gracias a mi padre Humberto Utreras (Q.E.P.D.), quien comenzó a trabajar en este rubro en 2014. Comenzó de la nada, aprendió a hacer quesos, y se atrevió a independizarse con el apoyo de mi hermano mayor que es ingeniero comercial”.

“Actualmente, nos dedicamos exclusivamente a la producción de queso chanco mantecoso. En promedio, procesamos alrededor de 60 mil litros de leche a la semana”, complementó.

Con respecto al proyecto ejecutado con recursos del Gobierno Regional, el emprendedor comentó que, “estamos muy contentos porque nos ha beneficiado mucho en optimizar nuestros procesos productivos. Hemos usado parte de ese financiamiento para la construcción de una maquinaria que permite optimizar el trabajo de producción, ya que secciona la masa para introducirla en los moldes”.

“También adquirimos un generador de energía eléctrica que nos va a ser de mucha utilidad en invierno, cuando habitualmente sufrimos fuertes bajas de voltaje. También se compró una máquina de envasado. Era un capital que no teníamos, por lo que es una ayuda que nos va a permitir optimizar los procesos, y también capacitarnos en materia de prevención de riesgos”, complementó.

En relación al asesoramiento de Fudea Ufro, Utreras señaló que “nos ha parecido súper bien, ya que nos tocó un asesor que ha estado siempre muy atento del proceso. Él nos  ha ayudado en todos los trámites, y hemos tenido una retroalimentación muy fluida”.

 

spot_img

Te puede interesar