Alfonso De Urresti | Senador, región de Los Ríos
 

El parlamentario, autor de la moción, dijo confiar en la comisión de Medio Ambiente para trabajar en las indicaciones y destacó lo “importante que son para el ecosistema”.

El senador Alfonso de Urresti expresó sentirse satisfecho por la aprobación mayoritaria que la Cámara de Diputados le dio al proyecto de ley de su autoría, que establece diversos mecanismos para la protección de las turberas. El parlamentario manifestó tener confianza en que, tras la discusión de las indicaciones en la comisión de Medio Ambiente, sea nuevamente votado en sala y pase a tercer trámite para su pronto despacho.

El legislador recordó que el proyecto aprobado es una iniciativa suya y de otros parlamentarios de distintas bancadas, tanto de gobierno como de oposición, “que entienden la importancia que tienen las turberas en el mundo y especialmente en Chile, concentradas entre Los Ríos y Magallanes, tanto por su capacidad como reservorio de agua, como por su capacidad de absorción de carbono, lo que ciertamente de cara a los efectos del cambio climático y la escasez hídrica es muy importante”.

De Urresti dijo que “el debate sobre este proyecto, continuador de la Ley Humedales Urbanos, ha sido intenso, especialmente en los territorios que ven con preocupación como grandes extensiones de turberas se han visto afectadas por diversas actividades productivas, lo que, en lugares como Chiloé, por ejemplo, se ha traducido en la disminución de sus reservas de recursos hídricos, lo que preocupa de cara a las necesidades humanas de acceso al agua”.

El parlamentario enfatizó que lo central del proyecto es que, al igual que en la ley de humedales urbanos, se establece una regulación para que cualquier intervención que se quiera hacer sobre estos ecosistemas, debe tener un estudio de impacto y una evaluación ambiental que estime rigurosamente sus efectos, tal como ya lo establecimos en la discusión del Código de Aguas, para los efectos de obras de urbanización. Lo importante es evitar que cualquier actividad que quiera desarrollarse en una zona de turberas, lo haga secando, drenando o rellenando turberas”.