La banda delictual estaba compuesta por tres mujeres, dos hombres y una menor de edad con residencia en diferentes comunas de la región de Lo Ríos.

La Policia de Investigaciones de Los Ríos detuvo a una mujer, que junto a su clan familiar, ingresaban a locales comerciales mediante la modalidad del “Turbazo”.

A partir de una denuncia de un robo con violencia que afectó a una farmacia en el centro de Valdivia, la Brigada Investigadora de Robos junto a la Oficina de Análisis de la Fiscalía Regional, iniciaron una investigación, logrando establecer e identificar a una banda que se dedicaba a realizar delitos contra locales comerciales bajo la modalidad del turbazo.

Gracias al trabajo policial, los detectives lograron establecer que se trataba de un clan familiar con residencia en diferentes comunas de la región, compuesto por tres mujeres, dos hombres y una menor, acreditándose de manera científica la responsabilidad en calidad de autoras de las tres mujeres.

Así, durante esta jornada se logró la detención de una de ellas, de 21 años, por diversos delitos contra la propiedad y por la responsabilidad que le cabe como autora material del delito de robo con violencia. Además, se estableció que otra de las mujeres, de 25 años, ya se encontraba detenida en el Complejo Penitenciario de Valdivia.

De esta manera, la Brigada Investigadora de Robos Valdivia, logró cerrar un ciclo investigativo que permitió desarticular un clan familiar dedicado a delitos contra establecimientos comerciales, bajo la modalidad delictual denominada Turbazo, hecho de alto impacto social e inédito en la región de Los Ríos.