La Asociación de Funcionarios/as del Servicio Nacional de la Mujer y la Equidad de Género, manifestaron su más absoluto rechazo a las declaraciones emitidas por la recién asumida ministra de la Mujer y Equidad de Género, Macarena Santelices, en su visita a la Región de Los Ríos, donde manifestó que lamentaba que la Dirección Regional del SernamEG “no hicieran su trabajo”.

Por medio de una declaración pública la ANFUSEM señaló que “las declaraciones no se condicen con la realidad, son carentes de todo contenido técnico y en ningún caso guardan relación con el trabajo comprometido y sistemático que realiza la región y el área de Violencia contra las Mujeres del SERNAMEG a nivel nacional”.

“Las declaraciones de la Ministra no sólo son denigrantes para nuestros/as trabajadores/as, que no llevan semanas sino AÑOS trabajando por y con las mujeres de Chile y que cuentan con una expertiz bastante más amplia que “ser mamás”, sino que además constituye un acto claramente intimidatorio que en nada aporta al abordaje de los casos de Femicidios y menos al cuidado de los equipos que se encuentran sobrepasados por la enorme cantidad de casos que deben atender cotidianamente. Por el contrario, sus dichos enlodan su relación con SernamEG y dan muestra de un claro desconocimiento de sus propias facultades legales, quebrando además la necesaria confianza que las mujeres deben depositar en nuestro Servicio”.

Por su parte, la ministra Santelices señaló que “vamos a estar detrás de cada causa, verificando que las penas se apliquen con el máximo rigor. Llegaremos hasta las últimas consecuencias para conocer en este caso qué falló y por qué a pesar de que la víctima denunció, el sistema no la protegió. Desde el ministerio seguimos reforzando nuestra red de apoyo para proteger y acompañar a quien lo necesite”.

Finalmente, desde la asociación de funcionarios advirtieron que “responsabilizamos directamente a Macarena Santelices por la desconfianza que sus declaraciones puedan causar en las mujeres víctimas de violencia. La definición de no asistir a buscar ayuda a nuestra institución por sus irresponsables afirmaciones será su carga, la muerte de una o más mujeres por su descalificación a nuestros equipos, será algo que tendrá que asumir en soledad frente a la opinión pública.