Estudia Administración Pública en la UACh    

La dirigente presenta problemas de salud que afectan su movilidad y junto a otras funcionarias se vio afectada por una bomba lacrimógena en la intersección de las calles Montt y Ramírez de la comuna de La Unión. 

Como innecesario calificó la presidenta de la AFUSAM de La Unión, Susana Salinas, el uso excesivo de bombas lacrimógenas en el marco de las protestas desarrolladas durante este miércoles en la comuna.

A juicio de la dirigente, no se justifica el uso de estos elementos ya que cuando sucedió este altercado la manifestación ya se estaba dispersando. Asimismo, calificó como un abuso la utilización de estos artefactos en la comuna ya que, en general, las manifestaciones se han desarrollado sin mayores incidentes a nivel local.

Ante esta situación, la dirigente decidió poner estos antecedentes en manos de la Fiscalía Local de La Unión, a fin de que se investigue si el uso de estos elementos disuasivos es proporcional a los hechos registrados durante esta jornada.

“Por último, queremos dejar constancia de lo sucedido, porque consideramos que en nuestra comuna las manifestaciones han sido pacíficas. (…) hemos marchado durante varias semanas, incluso con incidentes aislados y no se han usado bombas lacrimógenas; por eso requerimos que se aclare por qué ahora si se justificaría su utilización”.

Finalmente, la dirigente señaló que la intervención de los funcionarios de la salud solo buscaba calmar los ánimos, tanto de los estudiantes como de los propios efectivos policiales, “con la idea que la manifestación no pase a mayores, lo que pese al uso del material disuasivo, se logró”, explicó Salinas.