Desde el oficialismo acusan una «grave deslealtad» de Karla Rubilar –quien como diputada votó por reducir la jornada laboral–, al fotografiarse con Camila Vallejo y Karol Cariola.

De acuerdo a lo señalado por el diario La Segunda, indignación causó en La Moneda y en el Congreso Nacional la publicación de una fotografía de la intendenta Metropolitana, Karla Rubilar, junto a las diputadas comunistas Camila Vallejo y Karol Cariola, principales impulsoras del proyecto que rebaja la jornada laboral a 40 horas semanales.

Las parlamentarias visitaron la Intendencia –junto a dirigentes de la CUT– solicitando autorización para realizar el denominado «Festival por las 40 horas», el próximo 15 de septiembre en Plaza Italia.

Posteriormente, y luego de publicar una fotografía con todos los actores antes mencionados, Vallejo recordó que Rubilar «estaba a favor de la admisibilidad del proyecto de 40 horas cuando era congresista», lo cual ya había sido sacado a flote por el ex timonel PS, Osvaldo Andrade.

En ese escenario, el medio de comunicación nacional afirmó que «lo ocurrido indignó a los legisladores oficialistas, especialmente de la Comisión de Trabajo», ya que consideran que «la reunión de Rubilar complicó más el escenario del Gobierno, que ha defendido una postura impopular, como es plantear que la génesis de la iniciativa transgrede la Constitución».

Bajo ese contexto, la jefa de los senadores de la UDI y representante de Los Ríos en el Congreso, Ena Von Baer, señaló que «es inaceptable que la representante del Presidente Piñera en la Región Metropolitana se saque fotos con las impulsoras de las 40 horas mientras su jefe (Piñera) declaró su rechazo al proyecto».

La senadora gremialista agregó que «esto es oponerse a una ley que sabemos es muy popular, aunque sea muy perjudicial para el país, por lo que si se les está pidiendo a los parlamentarios de Chile Vamos, lo mínimo es pedírselo también a una funcionaria de Gobiernos. Su interés electoral es más fuerte que su lealtad con el Presidente», haciendo hincapié en las elecciones de gobernadores regionales que se realizarán el próximo año.

Sin embargo, el presidente de Renovación Nacional, Mario Desbordes, salió al paso de las críticas de la senadora Von Baer y calificó la polémica como «artificial y burda», sosteniendo que «las declaraciones de la senadora Von Baer son completamente inaceptables, se sale de todo margen, no puede tratar de desleal a la intendenta que está haciendo su trabajo. No sé que le pasó a la senadora, allá (Los Ríos) tiene un intendente (César Asenjo) como medio empleado de ella (…), pero aquí en Santiago la Karla Rubilar es una intendenta que está trabajando para toda la gente, hace un buen trabajo».

Desbordes recalcó en que «la intendenta (Rubilar) está haciendo su trabajo y tiene que recibir a las autoridades que le piden audiencias (..). No sé si (los diputados) pretenden escalar la guerra con la oposición, donde solo gana la oposición (…). Dañar a la intendenta por los diarios es hacerle el juego a la izquierda».