Diputado Rosas solicitó explicaciones a autoridades regionales debido a deficiencias encontradas.

Siguen las repercusiones en el caso relacionado al agua potable luego de lo ocurrido con la empresa Essal en Osorno. Ahora es el turno de Los Ríos, ya que la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS) realizó las respectivas fiscalizaciones en los principales sistemas de tratamiento de agua potable del país operados por empresas de servicios sanitarios, y donde en Los Ríos dicha empresa cuestionada opera en 11 comunas.

Según el informe emanado por la institución, en Los Lagos se encontraron problemas en el recinto El Morro, que es operado por la empresa Essal. El documento indica que se encontró «Falta de petriles de contención en grupos generadores y estanques de combustibles». La empresa ya fue notificada y se le instruyó: «1. Construcción de petriles para contención de derrames desde generador eléctrico y/o tambores de petróleo. 2. Implementar procedimiento para manejo de combustible líquido».

Tras el informe, el Diputado Patricio Rosas, quien además integra la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados, fue enfático en señalar que «con esta situación dada a conocer se confirma nuevamente las malas prácticas que ha estado realizando la sanitaria en la zona y que advertimos apenas se produjo la crisis en Osorno, esta falta de control es un síntoma de que se puede repetir en otras comunas de nuestra región».

Rosas catalogó la situación como grave, ya que «aquí han puesto en peligro la salud de la población por aplicar una política de escasa inversión para abaratar gastos operacionales, y con esta información quedan mas dudas, ¿cuándo fue la última revisión exhaustiva realizada por la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS)? ¿Estaban la autoridades locales en conocimiento de estas malas prácticas en la zona? ¿Por qué recién nos enteramos de esto si es una labor que deberían efectuar periódicamente las unidades de fiscalizaciones por años?».

Por tal motivo, el parlamentario además ofició hace unas semanas a las autoridades regionales pertinente pidiendo transparentar la información de las últimas rondas de monitoreo realizadas a las plantas en Los Ríos. «En toda esta situación hay varias cosas que no cuadran y debemos conocer en que parte se dejaron de realizar los controles respectivos», dijo Patricio Rosas.

El informe también señala hallazgos en Valdivia, servicio operado por Aguas Décima. En el documento se indica «Falta de petriles de contención en grupos generadores, estanques de combustible (volumen igual o superior al estanque de equipo y de lo almacenado). Deficiencia en cierres perimetrales, cortafuegos incompletos y vigilancia deficitaria en las captaciones. Recinto embalse debe contener muros de contención o sistemas de estabilización de laderas».