Diputado Iván Flores | Archivo
 
 

En la sesión especial convocada por el presidente de la Cámara de Diputados se aprobaron siete proyectos de resolución donde se hizo un explícito llamado al presidente de la República a que se adopten drásticas medidas contra la Empresa de Servicios Sanitarios de Los Lagos.

El presidente de la Cámara de Diputados, Iván Flores, convocó el pasado miércoles a una sesión especial que tuvo por objetivo analizar la crisis que mantuvo por 10 días a la ciudad de Osorno sin agua potable. En la instancia se acordó por unanimidad solicitar al Gobierno que caduque la concesión a Essal, compense a los usuarios y acentúe la fiscalización a las empresas sanitarias en todo el país.

Al término del encuentro, el diputado Flores calificó de «inédito» que se hayan aprobado siete pronunciamientos que coincidieron plenamente con su objetivo, ya que «esto refleja una opinión unánime de todos los sectores políticos de la Cámara para pedirle al Gobierno que caduque la concesión a Essal, que se indemnice a la ciudadanía de Osorno y que se tomen medidas de fiscalización más efectivas en las más de cien empresas sanitarias del país, y así asegurar una buena calidad en el suministro de agua potable».

«Aquí el Gobierno tiene una tarea nítida: cumplir el mandato del Parlamento de iniciar los trámites de fin de la concesión; estudiar mecanismos de compensación a los usuarios afectados, aplicar una multa ejemplificadora a Essal y compensar las pérdidas de los pequeños emprendimientos, restaurantes y hotelerías de la ciudad».

Finalmente el titular de la Cámara señaló que «espero que el Gobierno se tome en serio lo que ha mandatado hoy (miércoles) el Congreso Nacional».